Desde sus inicios, las Clínicas Maison de Santé persiguen un fin altruista orientado al servicio de la humanidad, valorando la vida desde la infancia hasta la senectud, brindando los mejores servicios de salud accesibles a todos nuestros pacientes sin discriminación, con tecnología de avanzada y calidad de excelencia. Nuestro objetivo es servirle de la manera más plena en que podamos hacerlo y ser reconocidos por la calidad de nuestros servicios y por la satisfacción plena de nuestros pacientes.

Nos distingue nuestra vocación de servicio y trato humanizado al paciente, legado dejado por las hermanas de la Congregación de San José de Cluny, quienes manejaron durante un tiempo la clínica. Asimismo, damos un gran valor al Trabajo en Equipo, no solo entre miembros de una misma área, sino que existe una gran colaboración interinstitucional para facilitar el trabajo entre ellas.

La responsabilidad social siempre ha estado presente en la vida institucional de la Maison de Santé desde su creación. Perseguimos un fin altruista que nos empuja constantemente a realizar acciones de beneficencia y auxilio mutuo, como campañas integrales de salud gratuita dentro y fuera de Lima, y/o tratamientos quirúrgicos complejos para personas de escasos recursos.