Lamentablemente algunos niños llegan a nacer con malformaciones congénitas, pero es importante que sus padres y familiares sepan que hay alternativas para tratarlas, siempre y cuando reciban atención médica especializada a tiempo. Mientras más pronto se reciba esta atención, menor será el impacto para el niño, por eso se recomienda que se traten aún siendo bebés, ya que lo más común es que lo olviden y tengan un crecimiento normal; cabe mencionar que la madre es la primera examinadora y quien generalmente da los datos de alarma al notar que algo no está bien, usualmente durante el cambio del pañal, como por ejemplo:

  • Los rollitos entre las piernas no son iguales, conocido como asimetría de pliegues
  • Cuando tiene dificultades para separar las caderitas
  • cuando el niño llora al cambio del pañal, conocido como limitación a la abducción

La alerta de estos hechos, nos ha permitido tomar acciones inmediatas para definir si se trata de una malformación congénita, como es el caso de la displasia de cadera.

Como todos sabemos, los niños se encuentran en crecimiento constante, es por ello que nuestros especialistas toman en cuenta en todo momento la edad del infante, que es un punto determinante en su condición, ya que cada año que pasa, estos niños presentan una serie de cambios importantes que deben ser tomados en cuenta cuando se les va a indicar algún tipo de tratamiento o cirugía, especialmente por la posición en que se encuentren sus huesos. Es por ello que en Clínicas Maison de Santé nos enfocamos en estudiar cada caso en particular para encontrar el mejor tratamiento para cada uno de ellos y acercarles tanto a ellos como a sus familias, los mejores procedimientos para combatir su condición y que puedan continuar teniendo un desarrollo normal.

En todo momento vemos y estamos conscientes de que el tratamiento que se les proporcione, impacte lo menor posible en su vida y en las actividades que todo niño desea realizar, como correr, jugar y saltar, pero también es importante mencionar que ciertas condiciones no nos permiten ofrecer estas libertades al paciente, y para que ellos puedan entenderlo, solicitamos todo el apoyo de sus familiares, amigos y personas cercanas, para que durante la recuperación puedan darle ánimos y entretenerlo con otro tipo de actividades.

Si tu pequeño está pasando por una situación ortopédica, te invitamos a que no dejes pasar más tiempo y vengas con nosotros, en donde encontrarás la ayuda y el apoyo que has estado buscando. Nuestro objetivo es que los niños puedan realizar las actividades que más les gustan y que son indispensables para un correcto y sano desarrollo.


Dr. Otto Mayor Zevallos CMP 016146
Cirujano Pediatra